Cómo los estudiantes de secundaria pueden prepararse para el SAT o el ACT

Cómo los estudiantes de secundaria pueden prepararse para el SAT o ACT imagen 1 (nombre IMG Cómo un estudiante de escuela secundaria puede prepararse para el SAT o ACT 1)

El SAT y el ACT son pruebas estandarizadas que algunos colegios y universidades utilizan para evaluar la preparación académica de un estudiante para la admisión a la universidad. Afortunadamente, hay formas sencillas de prepararse para estas pruebas, que son de opción múltiple y cubren una variedad de temas, como lectura, escritura y matemáticas.

Prepárese para el éxito para el SAT o ACT siguiendo estos consejos:

Familiarícese con el formato y el contenido de la prueba. Tanto el SAT como el ACT tienen formatos y contenidos específicos que se prueban. Sepa qué esperar mediante el uso de exámenes de práctica y recursos disponibles en línea o en libros de preparación para exámenes.

Establezca un cronograma de estudio. Crear un horario de estudio puede ayudarlo a mantenerse en el buen camino y asegurarse de cubrir todo el material necesario. Reserve suficiente tiempo cada semana para revisar y practicar. 

Concéntrate en tus debilidades. Una vez que haya tomado una prueba de práctica o dos, puede identificar las áreas en las que necesita trabajar. Dedique más tiempo a estudiar estas áreas para mejorar su rendimiento. 

Práctica, práctica, práctica. Cuantas más preguntas y pruebas de práctica complete, más cómodo se sentirá con el formato y el contenido de la prueba. Simule el entorno de prueba real realizando pruebas de práctica cronometradas.

Busque ayuda, si es necesario. Si está luchando con una sección o concepto en particular, no tenga miedo de pedir ayuda. Puedes hablar con tus maestros, buscar tutoría o asistir a clases de preparación para exámenes.

Manténgase motivado. Prepararse para el SAT o ACT puede ser un proceso largo, pero debe mantenerse motivado y enfocado. Lleve un registro de su progreso y celebre sus éxitos en el camino. 

Recuerde, si bien el SAT y el ACT son importantes, son solo una parte del proceso de admisión a la universidad. Tus calificaciones, actividades extracurriculares y otros logros son todas piezas del rompecabezas, ayudando a mostrar la imagen completa de quién eres como estudiante.